Uso inteligente de la tarjeta de crédito para obtener dinero

 

 

Dineroymasdinero

 

El uso inteligente de la tarjeta de crédito, además de generar-nos un buen historial crediticio, nos hace sujetos a sistemas de premios, puntos, programas para clientes VIP que finalmente pueden convertirse en dinero en efectivo.  Como todo lo que comentamos en este blog. La planeación estratégica es clave. El control de gastos y pagos puntuales es determinante para lograr estos objetivos.

Puntos clave para uso de tarjeta de crédito

Una tarjeta debe usarse para generar puntos, incrementar el límite de crédito, recibir cortesías, ser miembro de programas de atención al cliente. Mientras más usamos la tarjeta más nos tienen en foco. Supongo que esta parte es conocida por muchos.

¿Como uso la tarjeta sin endeudarme hasta el cuello?

.

: comparar el súper, ir al cine, pagar la comida en restaurantes, pagar la lavandería, domiciliar renta, teléfono, luz, internet, colegiaturas de los niños, viajes, vacaciones, hoy incluso el taxi lo podemos pagar con la tarjeta. Para muchos el caso es que al salir el dinero del plástico y no de la cartera se van de boca con los gastos. Si de entrada han trabajado un Presupuesto Funcional  saben perfectamente los límites para entretenimiento, impuestos, gasolina, alimentos, etc.

Límites y controles estrictos y puntuales

Tenemos un monto de ingresos mensuales o quincenales. Lo que se carga a la tarjeta jamás debe rebasar ese monto. De hecho debe estar siempre por debajo de ese ingreso, pues se supone que tenemos un porcentaje dedicado al ahorro que no se toca.

Cuando se hacen compras a meses sin intereses algunas personas no tienen claro el monto mensual que pagarán y terminan con 4 o 5 mensualidades de diferentes artículos o servicios que superan el ingreso mensual. Como regla general pueden establecer no hacer mas de 2 o 3 compras a meses sin intereses. Lo que se debe comprar a meses sin intereses obedece a ciertos criterios que a meritan otro artículo, pero para el efecto presente; debemos siempre limitar las compras a meses sin intereses. Si nos dan la opción de un porcentaje de descuento o meses sin intereses para lo que a efectivo se refiere es mejor elegir porcentaje de descuento.

Siempre hay que fijar un tope para el gasto a meses sin intereses, éste depende de nuestro ingreso mensual. Quienes tienen un sistema de préstamos en el trabajo entren al mismo y calculen el máximo que el trabajo les prestaría con descuentos quincenales. El monto que resulte sería el monto máximo que podrían gastar a meses sin intereses haciendo un pago mensual que no de-merite su economía.

Los candados los marca un presupuesto funcional
Los candados los marca un presupuesto funcional

Una tarjeta respalda los gastos fuertes y nosotros no perdemos liquidez

Si van a hacer un viaje, pagar un auto, hacer remodelaciones en casa, cirujías mayores. Estos son los tipos de gastos que deben sin duda entrar totalmente en la tarjeta de crédito con el respaldo de tener el efectivo para cubirlos en la cuenta bancaria. Dinero que no debe tocarse puesto que ya hicimos el gasto y ya no nos pertenece. De cualquier manera, tenemos un mes para pagar la tarjeta y durante ese mes no perdemos liquidez para cualquier emergencia. Al cabo del mes el dinero que está destinado para ese gasto/pago debe directamente cubrirlo de manera total. Los cargos a la tarjeta considerando el pago mínimo nos incrementan la deuda en interés compuesto. En llano español; pagamos 2 o 3 veces la deuda. No queremos eso. Debemos ser clientes totaleros. El total del saldo cargado en un mes debe pagarse al siguiente de manera total con el porcentaje de ingresos asignado para ese o esos gastos.

Ser cliente totalero es indispensable para no pagar extra en los gastos

El punto más importante de esa lista es justamente pagar el total antes de la fecha límite. Por lo general entre el gasto y la fecha de pago transcurre por lo menos un mes en que la cantidad que sea podemos moverla en una campaña en internet, un taller, un proyecto, o simplemente como respaldo en la cuenta bancaria para un imprevisto. Dijimos antes que no cargaremos a la tarjeta una cantidad mayor de la que recibimos de ingresos mensuales y que serán los gastos que regularmente hacemos. Cuando tomamos el dinero de la tarjeta no tenemos control de lo que gastamos solo sale y paga y de pronto la cartera está vacía. Con la tarjeta tenemos un ticket por cada consumo. Si somos suficientemente organizados y bien administrados esos comprobantes serán nuestro termómetro de lo que llevamos en el mes. Mas adelante esos mismos comprobantes nos servirán para cualquier revisión y ajuste en los presupuestos.

Debemos tener bien clara la fecha de corte y el límite de pago. No tenemos porqué pagar mucho tiempo antes ni un solo día después. Sería un total error pagar 2 o 3 días después. Verán como la deuda incrementa solo por el hecho de no pagar a tiempo y la cantidad que en teoría podrían estar ahorrando, acumulando se va en el pago de intereses.

No pagar a tiempo
Si se te pasa la fecha de pago acumulas deuda y pierdes liquidez

Ser usuario asiduo y cliente totalero nos inserta en sistemas de puntos y programas

Esta es la parte en que el uso de la tarjeta empieza a redituar. Los puntos se convierten en algunos bancos en dinero en efectivo del que se puede disponer en un cajero, en otros bancos se convierten en premios. Estos premios deben ser utilizados inteligentemente en los gastos regulares. Evidentemente los bancos enviarán un catálogo de “productos estrella” en los cuales se pueden gastar los puntos. Cosas que no necesitamos, no queremos y por lo general no sirven de gran cosa. Un buen sistema de puntos debe dar al cliente  la opción de canjearlos por lo que sea que quiera o necesite. Algunos almacenes reciben los puntos premia de algunas tarjetas de esta manera podemos literalmente entrar a restarurantes, pagar gasolina o hacer nuestras compras del super con los puntos. Aquí el uso de la tarjeta realmente nos está redituando un cierto porcentaje. La compra de boletos de avión con tarjeta además ofrece un seguro de vida y un seguro de pérdida de equipaje que ofrece una protección extra muy valiosa. Recibir cortesías para un concierto por ser cliente VIP es un extra de entretenimiento que nos ahorra un gasto. Poder como usuario de una tarjeta entrar a una sala de espera VIP en los diferentes aeropuertos del mundo nos ahorra una cantidad mensual que los miembros deben pagar por hacer uso de esas salas. Tener servicios de grúa gratuito con una llamada telefónica cuando viajas por carretera es un ahorro que finalmente va a tu cartera. Programas de descuento para usuarios de una tarjeta en particular. Si se tiene más de una tarjeta incluso pueden ver cual de ellas les reditúa mas en puntos y que puntos les son mas favorables y dar prioridad al uso de dicha tarjeta, incluso cancelar la otra si en realidad no da beneficios por uso.

Formas en que los puntos y los premios se convierten en efectivo

Estudia los sistemas de puntos y premios
Estudia los sistemas de puntos y premios

Evalúa los sistemas de puntos y ve con el mejor postor

Algunos sistemas de puntos sirven para nada. Si los puedes canjear por efectivo en cajero automático, adelante, este dinero realmente debes sacarlo y usarlo dentro de tu presupuesto o meterlo a tu cuenta bancaria, así sean 200 pesos que puedan sonar a nada. Cada mes esa cantidad verás en el acumulado de tus ahorros mas ese dinero lo que puede llegar a ser.

Si los puntos de esa tarjeta son aceptados en una variedad de establecimientos: súper, almacenes, restaurantes, gasolineras, estás efectivamente ahorrando en tus gastos regulares.

Ten claro el porcentaje de puntos que tienes por cada compra. Algunos almacenes ofrecen puntos dobles o triples en compras. Ten siempre claro que no por que sean puntos triples vas a comprar un cuchillo eléctrico que jamás usarás.

Planea el uso de los puntos

Ya sea que los integres directamente al presupuesto para reducir gastos, que los integres a la parte de ahorro, o que los integres a “otros gastos”. En las vacas flacas esas tarjetillas con puntos nos pueden armar la vida. Los puedes cambiar por tarjetas de regalos en almacenes y usarlos en navidad, aniversarios, fiestas. Justo en el momento en que no tienes ingresos para hacer ese tipo de gastos. Esos son auténticos regalos navideños. Te pueden ayudar a un cambio de look, pueden pagar el servidor de tu blog.

Vende los regalos, renta la tarjeta

Esto no es muy común pero si recibes boletos para un concierto y tu definitivamente no irás por la razón que sea. Puedes vender los a quien quiera y pueda ir. Puedes regalar esos boletos a algún cliente o hacer una campaña en web para suscriptores teniendo como premio dichos boletos.

Tratándose del uso de la tarjeta eso de rentar la tarjeta debo explicarlo, porque puede sonar a barbaridad. Es más bien prestarnos para usar nuestra tarjeta para que amigos, y familiares compren a meses sin intereses o compren algo con un descuento en particular. Por ejemplo he ido con alguna amiga a hacerse un proceso quirúrjico porque la tarjeta tenía un plan de meses sin intereses en hospitales y el monto era considerable. Ella me hacía los pagos mensuales y yo recibí los puntos por ese consumo sin haberlo hecho. Así con algunos electrodomésticos para los amigos, en fin. Por su puesto deben ser personas muy cercanas y de total confianza para que no nos dejen colgados con la deuda. Porque puede pasar.

Un buen historial credicitio = dinero en efectivo

Todos sabemos que seremos sujetos a crédito en función del historial crediticio. Un amigo con un ingreso y puesto inmejorable que “no creía en el uso de tarjetas”. No podía comprar su penthouse por no tener historial crediticio. El emprendimiento, el crédito hipotecario, cualquier tipo de crédito depende de un historial crediticio y éste lo haces a través del buen y sano uso de la tarjeta de crédito.

 

BESOS

 

 

Posted on: 5 Mayo, 2015, by : gracielavaldezvera
A %d blogueros les gusta esto: