Los hábitos de los que depende nuestro futuro

En el artículo de ayer mencioné que entre los 20 y los 30 es el momento ideal para formar los hábitos que nos acompañen toda la vida. Evidentemente a cualquier edad es momento de hacer ajustes a los mismos si es para beneficio. Solo que dependiendo de la edad, los hábitos y el tiempo que hemos vivido con ellos será la dificultad  para modificarlos.

hábitos de hoy que hacen tu mañana
hábitos de hoy que hacen tu mañana

Hay áreas prioritarias de hábitos que moldean nuestro presente y futuro:

Alimentación

Podemos pasarnos la vida entera de un nutriólogo a otro. Subiendo y bajando por temporadas, cada década el cuerpo cambia los requerimientos alimenticios en función del metabolismo basal, el sistema térmico y el nivel de actividad. Entre los 20 y 30 no tiene uno que preocuparse mucho por lo que come, ya que el metabolismo puede procesar literalmente todo. Pero es un hecho que los hábitos que generemos en esos años marcarán nuestras tendencias y elecciones en las siguientes décadas. El paladar se educa y como comenté en el artículo de Bienestar Integral la actividad física y la alimentación van de la mano. El cuerpo nos pide lo que necesitamos según la actividad física que tengamos.  Si acostumbramos el cuerpo a las frituras y las gaseosas, nos lo pide. Si acostumbramos el cuerpo a los vegetales y las frutas, nos lo pide. Lo que hoy se dice de nutrición cambiará mañana. Hace diez años estaba la pirámide alimenticia, ahora esta el plato del buen comer. En diez años habrá otra cosa pero lo que debemos siempre mantener en mente es:

  • Es importante no saltarse ningún alimento
  • Debemos aprender a consumir colaciones sanas: fruta, palomitas de maíz, alegría, nueces, almendras, pasas,
  • La variedad en la alimentación es importante. Cualquier alimento por bueno que sea si lo consumimos diariamente en exceso nos genera algún tipo de desorden.
  • Las porciones son importantes. Solemos comer mucho de lo que nos gusta y poco o nada de lo que no nos gusta. Incluso aquello que creemos no nos gusta, al probarlo con otra cosa cambia. Hay que intentar. Finalmente en la vejez por prescripción médica tenemos pocas opciones fuera de las verduras y las frutas.
  • Disfrutar al máximo cada época con lo que nos permite pero sin excesos dañinos. Entre los 20 y 30 podemos comer cantidades masivas sin problema, entre los 30 y 40 hay que empezar a limitar algunos alimentos y cuidar mucho las porciones, A partir de los 50 que queden los antojos para ocasiones especiales.
  • Sal y azúcar en cantidades mínimas en todos los alimentos
  • Agua suficiente
  • A donde fueres haz lo que vieres. La alimentación en los diferentes países va con el clima, la cultura y las necesidades de las personas. Es importante probar y asumir las diferentes culturas dentro de los hábitos sanos: variedad, y cantidad apropiados.

Rutinas de Belleza

Los productos que usamos van cambiando. Cuando somos adolescentes usamos productos del tianguis o la farmacia, cuando empezamos a trabajar cambiamos por alguna marca. Y dependiendo de las altas y bajas de la vida vamos del tianguis a la marca. Pero las rutinas de belleza que utilicemos desde los primeros años establecerán la condición de nuestra piel y la manera general de envejecimiento. Es una tontería no reír por no arrugarse. Hay mejores cosas que podemos hacer para prevenir el envejecimiento prematuro. Estando siempre conscientes que el avance de la edad es inevitable.

  • Desmaquillar y limpiar la piel antes de ir a dormir es vital
  • Usar productos de limpieza suaves. Suero fisiológico para enjuagarse cuando no hay para una buena crema de día es mas que suficiente acompañado de un buen protector solar.
  • Masaje para mejorar la circulación tanto en rostro como en piernas. Si es posible masaje completo.
  • Cuando hay para buenos productos de Spa en el baño : Thalgo y/o Phytomer son ideales: cremas corporales, hidratantes, re-afirmantes, exfoliantes, reductoras, envolturas.
  • Usar tratamientos para el tipo de rostro una vez a la semana.
  • Usar tratamientos para el cabello una vez a la semana.
  • Cuando sea posible dormir. De jóvenes no dormimos por la fiesta y los amigos, como madres/padres no dormimos por los hijos y mas adelante no dormimos por los cambios hormonales y el estado general del cuerpo. Dormir es bueno para la piel.
  • Protección solar en rostro y manos todos los días. Evitará las manchas en la piel que nos agregan muchos años.
  • Después de cada hijo(a) hacer un peeling o si es necesario una dermo-abrasión. Una vez que ha pasado el periodo de lactancia, antes de esto no sirve de nada por los cambios hormonales. Este tratamiento eliminará las manchas de paño y avivará la piel desgastada por las desveladas.

Actividad Física

Entre los 20 y 30 hay mas tiempo para esto, puede uno dedicar horas a la semana. Como mamás es muy limitado el tiempo que se tiene para actividad física, pero es importante hacer algo; lo que se pueda al nivel que se pueda. Estamos hablando de hábitos que nos ayudarán mas tarde a recuperar la condición.

  • La frecuencia cardiaca es mas importante que la fuerza
  • A toda edad y en todo momento la flexibilidad es importante conforme avanza la edad es mas difícil trabajarla. Un buen masaje en los pies ayuda a tener piernas flexibles.
  • La respiración es vital para cualquier tipo de actividad física. Cuando no es posible hacer actividad física, respirar conscientemente ayuda al estado general del cuerpo.
  • Recordemos que debemos adaptar la actividad física a la edad y el sistema de alimentación. Para reconstrucción muscular proteínas, para resistencia carbohidratos complejos. En todo momento hidratación.
  • Es mas útil poco tiempo todos los días que varias horas una vez a la semana.
  • El cuerpo guarda memoria de los procesos: embarazo, entrenamientos, duelos. cirugías. Cuando la vida se presenta difícil la actividad física se puede reducir al máximo conscientes que en cuanto nos sea posible deberemos retomarla poco a poco. El cuerpo retoma condición pero a los niveles de actividad, según edad y alimentación. No debemos pretender o esperar retomar a los 30 las rutinas de los 20.

Resolución de Problemas, Manejo de Conflicto, Manejo de Estress

Todos enfrentamos problemas de todo tipo a cualquier edad y lidiamos con ellos con los recursos que contamos. Establecemos patrones de comportamiento ante el conflicto y el manejo de estress que mas tarde serán comportamientos o reacciones automáticas. Evidentemente vamos agregando nuevas experiencias y herramientas pero siempre conservamos patrones. Antes de los veinte solía escribir listas con las alternativas y sus consecuencias para la toma de decisiones. Cuando aprendí la planeación las listas se convirtieron en planes. Sea cual sea el enfoque hay puntos a considerar importantes

  • Ante los conflictos es importante usas los recursos a la mano para mantener calma y objetividad
  • Recolectar y analizar la información antes  de tomar decisiones
  • Reconocer las señales de estress de nuestro cuerpo entender las necesidades antes que buscar controlarlas.  Usar terapias alternativas. A cada persona el estress le afecta de manera diferente, por lo mismo lo que les funciona para manejarlo es diferente. Algunas personas tienen suficiente con la actividad física, otras personas requieren además meditación o algún tipo de terapias o cursos.
  • Los amigos de toda la vida serán siempre el mejor apoyo para resolución de problemas, manejo de conflicto y estress. Ellos nos conocen y saben lo que nos funciona, lo que no, conocen todo nuestro historial y antecedentes. Los amigos de la prepa y universidad serán tus amigos de toda la vida. También ellos nos pueden ayudar en cualquier proceso de cambio de hábitos.

BESOS