Atención absoluta ¿para que nos sirve?

Hemos comentado antes que el enfoque a resultados es una de las habilidades que valen la pena cultivar y nos reditúan en oro lo que hayamos invertido en ella. Creemos tener claro lo que buscamos y queremos pero realmente es muy fácil perder el foco.

Concentración enfocada
Concentración enfocada

Evitar Distracciones Priorizar y Maximizar el Tiempo

Basta con navegar en la red para hacer click aquí y allá. Terminamos leyendo esto, revisando aquello cuando el objetivo inicial era tal vez revisar mensajes de correo o compartir algo del blog. Si vamos al super a comprar una cosa terminamos con el carrito lleno e incluso regresamos olvidando la única cosa por la que íbamos al mercado. Hacemos un grupo de estudio y terminamos hablando de mil cosas y el estudio… bien gracias!.  Vamos al gimnasio y nos ponemos a socializar con los asistentes en lugar de hacer ejercicio. Vamos a estudiar en casa y preparamos la botana, el lugar de trabajo, todos los libros y cuando estamos listos para estudiar se nos acabó el tiempo preparándonos para hacerlo. Los ejemplos pueden seguir. El caso es que así como nos distraemos en estas cosas cotidianas. También perdemos el foco de las cosas prioritarias en la vida y esto si es grave. Así muchos empresarios que se parten en el trabajo por la familia terminan sin darle tiempo a esa familia por la que trabajan. Las amas de casa que trabajan y hacen todo por los hijos terminan sin tiempo y humor para compartir el hogar con la familia.

Evitar distracciones y priorizar

Recuerdo una ocasión que íbamos a una presentación de una de mis hijas en la escuela. Se nos olvidó la cámara y queríamos grabarla. Ella estaba emocionada y había practicado mucho sus canciones. Resultado: cuando llegamos ya había pasado su grupo. Siempre hay cosas en el camino, problemas, situaciones pendientes, todo tipo de conflictos que pueden requerir nuestro tiempo y atención. Mirar hacia otro lado cuando estamos buscando resultados en un dirección, solo alarga el tiempo para concretar acciones. Las acciones que nos interesan y en teoría por las que estamos trabajando.

En la rutina diaria es posible siempre hacer ajustes en función de los inconvenientes que surjan a modo de siempre concretar lo que nos interesa. Todas las mañanas hago ejercicio en el gimnasio. Si me levanto temprano, no hubo tráfico y llegué con tiempo hago la rutina con calma, el vapor y mi facial, el arreglo del cabello y un maquillaje fashion. Si algo surge, reduzco el tiempo del vapor o cambio la rutina de ejercicio: máximo esfuerzo mínimas repeticiones. Si el clima lo permite dejo mi cabello chino en lugar de alaciarlo.  Cuando todo importa me paro mucho antes y hago todo con detalle y cuidado. Si el tiempo apremia selecciono un maquillaje minimalista. Las prioridades son: ejercitarme, lucir presentable, llegar puntual al trabajo.  Si quiero lucir sensacional tengo que agregar mas tiempo. Si quiero super condición reduzco en apariencia y maximizo en ejercicio. En fin no podemos ni debemos atorarnos con nimiedades en el camino.

Cualquiera que sea la actividad a ejecutar; la acción enfocada con cien por ciento de atención en el resultado maximiza el tiempo. En la cocina sazonar y marinar, hervir, preparar condimentar son pasos que tienen una secuencia y si perdemos el foco en una se nos sala, o pierde sabor o consistencia. En el gimnasio el músculo que trabajamos debe tener toda nuestra atención para usar la fuerza, tiempo, descanso, esfuerzo apropiados.  En el trabajo la atención al detalle y el puntual seguimiento son clave para resultados de calidad.

Programar y mecanizar lo posible para maximizar el tiempo

Si en el super llevamos una lista y nos dirigimos a los lugares de los artículos en la lista sin detenernos a revisar todo el pasillo cubrimos el objetivo en tiempo mínimo. No gastamos extra y no olvidamos lo que originalmente necesitamos comprar. El trabajo en redes sociales debe ser enfocado, limitado en tiempo y no soy muy partidaria de las programaciones pero una combinación de programaciones con interacción real es necesaria para tener tiempo para tu vida personal. Las cosas que requieren repetición se mecanizan y las cosas que requieren corazón y tiempo no pueden programarse. En esos casos la espontaneidad y la no agenda son lo mejor. Teniendo el foco en la mira: tiempo con los hijos, conexión con las personas, un oído amigo(a), un descanso para cargar baterías, disfrutar el aquí y el ahora con lo que hemos concretado en la vida merecen el tiempo que necesiten.

Programar y mecanizar ayuda a evitar distracciones, prioriza y maximiza el tiempo. Para salir a algún lugar tener todo listo, para cocinar una tetera con agua hirviendo siempre, organización y todos los ingredientes listos y lo utensilios necesarios hacen una gran diferencia en el resultado y la velocidad del mismo. Para hacer ejercicio, ir al vapor, hacerse facial y/o corporal, bañarse, arreglarse en tiempo límite hay que tener una rutina mecanizada y las bolsas con ropa de deportes, cremas y productos después del ejercicio y antes del vapor, cremas y productos después del vapor y antes del arreglo. Productos de arreglo personal. Muchas de las acciones que son repetitivas deben mecanizarse y eso nos da velocidad. Pero siempre recomiendo de vez en cuando dar entrada a cambios o ajustes porque la mecanización si bien es ideal en la rutina; nos limita la creatividad. Nos volvemos autómatas y suelen pasar “olvidos ” de cosas elementales. He olvidado cargar los zapatos, alguna vez olvidé la pañalera para la guardería, alguna vez olvidé la ropa de la oficina y no podía llegar con ropa de deporte.  La mecanización requiere rutinas sin cambios para no olvidar pasos intermedios que nos resulten en esos “olvidos”.

Empodera y concreta

conceptualizacón
conceptualizacón

Es gentil y educado escuchar a cualquier persona mirándole a los ojos con atención indivisible. Hay que aprender a no mirar el reloj, la agenda, el celular, la televisión. Mi hija menor desde que era bebé pedía atención absoluta. Con ella he aprendido el efecto que hace en ambas. Con mucha frecuencia estoy en mas de una cosa a la vez y si no fuera por ella no tomaría tiempo para mi, para ella o simplemente para descansar. Si vamos a ver una película la pequeña pide la botana, arregla las luces, trae a sus hermanas, a mamá y a papá y quiere a todos juntos disfrutando del momento. Si no fuera por esos momentos la vida de trabajo, rutina, y obligaciones acabaría con nosotros. En este caso es atención al momento a la vida a lo que tenemos y hacemos. Esto nos hace ver lo que han sido nuestras elecciones y el valor que tienen en nuestra vida. Volvemos a retomarlas con consciencia y las asumimos con auténtica actitud.

El mensaje que mandamos a las personas dándoles atención indivisible es: “tu importas, eres valioso (a), me agrada  estar contigo “. No tenemos que decirlo, la persona lo sabe. Si no lo hacemos con los hijos, marido, esposa. Tristemente el mensaje es justo lo opuesto, no importa que lo que estemos haciendo sea solo por y para ellos. En la  etapa de enamoramiento damos atención total al enamorado y el resultado es pasión, conexión, simpatía, felicidad. Conectar con alguien a nivel profundo siempre nos llena de alegría, nos hace sentir especiales. Saber que somos capaces de ese tipo de conexiones sin duda incrementa nuestra vibración positiva.

En el gimnasio trabajar una parte del cuerpo: espalda, brazo, pierna, glúteos y utilizar los aparatos concentrándonos en la parte a trabajar nos ayuda a hacer los ejercicios de tal manera que el efecto se maximiza. Usamos el aparato o peso hasta sentir el trabajo en la parte en cuestión, damos el tiempo, ángulo y fuerza necesarios. Aquí como en lo demás no resulta el trabajo de todo un poco mas que para el calentamiento o el periodo de acondicionamiento. Separar y enfocarnos en una sola parte a la vez es la mejor manera de obtener máximos resultados. Reconocer todo el cuerpo de manera armónica, balanceada, dando tiempo a cada parte del mismo es mandar mensajes de bienestar a todo el sistema.  Cuando trabajo pierna al otro día trabajar pecho y espalda realmente balancea mi cuerpo y fortalece mucho la espalda que a veces  forzamos con el trabajo de la pierna.

En el aprendizaje y procesamiento mental de conceptos la atención indivisible nos ayuda a conceptualizar, enfocar, integrar el conocimiento previo con el nuevo. Logramos establecer conexiones, logramos acomodar las partes en el todo de manera coherente. La dispersión nos hace asumir y rellenar partes con información equivocada; de ahí surgen los errores.

En las crisis y momentos difíciles re-enfoca

shutterstock_52271368

Siempre habrá un momento en que el cansancio, las dificultades, los baches nos quiebren. En estos momentos enfocar el resultado esperado; sin importar el estado  presente de las cosas nos hace seguir.  El miedo y todas las adversidades fácilmente distraen la mente y nos hacen ver realidades erróneas, conceptualizar en un sentido que no queremos. Vemos la dificultad por encima del objetivo y esto limita nuestra capacidad de logro. Esa distracción mental nos puede estar diciendo que algo es imposible, difícil, sin sentido. Cuando el enfoque nos recuerda porque hacemos algo en particular y el resultado final que tendremos si somos suficientemente constantes para concretar. Es como un abrazo que nos dice: “toma esto que tengo aquí para ti  y luego vas por lo que sigue”. Nos da la confianza de ir paso a paso sin prisas ni miedos de perder algo en el camino. Nos hace saber que lo que queremos y necesitamos está listo para nuestras manos de manera paulatina.

Atención indivisible es el mejor atajo

Siempre buscamos atajos para concretar o acelerar resultados en cualquier sentido: dinero, ejercicio, alimentación. Si cuando elegimos un camino lo tomamos con todo lo que implica y atención absoluta veremos los resultados que podemos lograr con ello. Cuando el escenario pinta resultados que no nos agradan o encajan. La atención indivisible nos mantiene alerta en los ajustes que se requieren para no desviarnos de la meta a pesar del tropiezo.

 

BESOS