5 Mitos y Realidades del Trabajo en Casa

Trabajo en Casa
Trabajo en Casa

¿El trabajo en casa es verdaderamente la panacea?

“Homeoffice” es una realidad laboral en algunos campos como: sistemas, editorial, educación, administración de proyectos, redes sociales, marketing online, coaching,diseño, maquila, imagen y estilo, ventas por internet por mencionar algunos. Hablo de trabajos reales con contrato, prestaciones de ley donde desde el principio se estipula los días, la mecánica de entregas, supervisiones, pagos etc.  Para muchos es un sueño hecho realidad, el poder trabajar  en casa estando cerca de tus hijos, tu familia y sustentar tus gastos con un ingreso fijo, pre-establecido, continuo.

Existen 7,230,000 resultados en búsquedas de trabajo en casa en Google lo que nos da una idea de la cantidad de personas que oferta porque existe el mercado para ello. Debemos aclarar que muchas de las ofertas terminan siendo ventas por comisión mal pagadas y o ganchos para “emprender con una mínima inversión”. Lo que analizaremos como mitos y realidades del trabajo en casa serán de los verdaderos trabajos remunerados, donde no tienes que “invertir” mas que tu tiempo, conocimiento y equipo.

Búsqueda en Goole Trabajos desde Casa
Búsqueda en Goole Trabajos desde Casa

Mito 1: El trabajo en casa te da tiempo de vida

La idea inicial es el poder estar en casa tranquilamente cuidando de los hijos y tener una actividad productiva que te reditúa económicamente. En teoría se tiene tiempo para vivir. Si podemos definir algún grupo de actividades que se relacionan con vivir : compartir con amigos, compartir tiempo con los hijos, viajar, leer, tal vez hacer ejercicio, tener un poco de espacio y horarios para salir de compras; porque hay dinero para hacerlas. En fin.

Realidad 1: El trabajo en casa solo ahorra el tiempo de transporte de casa al trabajo y puede dar flexibilidad en las 8 horas laborales

Si lo pensamos realmente nos están contratando por proyecto, por horas y se espera que dediquemos un promedio de 8 horas de trabajo que tal vez pueden estar distribuidas a lo largo del día. Al estar en casa sucede que esas horas laborales se mezclan con las horas  de vida y si no nos administramos bien terminamos trabajando mas horas de las que haríamos en el trabajo. La parte importante de la vida que son los hijos y la familia están circulando alrededor del trabajo y esto mentalmente no te da tiempo de vida sino auténtico estress y frustración por no poder estar al 100 en ninguna de las actividades.

Mamá en conferencia telefónica
Mamá en conferencia telefónica

Este formato es efectivamente una opción para las mamás que se preocupan por el bienestar de sus hijos y desean estar presentes en sus momentos importantes: llevarlos a la escuela, recogerlos, comer con ellos, llevarlos a fiestas de sus amigos, hacer la tarea. Si el trabajo solventa es necesario contratar ayudante doméstico y/o nana que los cuide a pesar de que estamos en casa. Pero si tenemos conferencia telefónica con un grupo de directores y el pequeño(a) llega  a pedir jugüito a la mitad de la conferencia. Estamos literalmente interrumpiendo una junta de trabajo. Si el trabajo no sustenta para pagar una nana y/o asistente doméstica(o). Se convierte en una verdadero desgaste mental y físico para cubrir correctamente ambas funciones en el mismo sitio.

Opción 1: Planeación Estratégica Personal

Este formato es posible con una perfecta organización de espacios dentro de casa, para el trabajo, los hijos, el juego. Se requiere ayuda programada y llevar a cabo la mayor parte de las actividades mientras los pequeños están en la escuela. Las mamás en periodo de lactancia deben dosificar mucho la actividad pues un bebe demanda bastante tiempo de manera periódica. En estos casos el freelance pre-programado es la opción mas viable. Es vital separar el tiempo de vida para garantizar que se tenga. Aún que suene drástico: planear y respetar horarios de comida, sueño, descanso. Actividades de vida vitales que en muchos casos para los freelancers ni si quiera estos elementales son posibles.

Mito 2: Puedes Ganar lo que Quieras

Se tiene la idea de que por ser trabajo en casa si trabajas más ganas más, si un día no quieres trabajar no pasa nada más que poco menos ingreso. Como dije antes: aún siendo freelance, si se esperan resultados es necesario invertir el tiempo laboral de manera periódica. Lo único que se tiene es la flexibilidad de hacer pausas durante el día si se requiere para ir por los hijos, para ir a una fiesta y regresar a reponer esas horas durante la noche.

Realidad 2: Si ganas más pierdes más vida

Tratándose de maquilas, trabajos por hora, por página, por diseño si a mas hacer mas ganar. En el sector editorial podía en un día de revisiones tal vez sacar 40, 000 pesos pero eso me implicaba, levantarme de madrugada y trabajar como loca desesperada, con café y coca para aguantar frente a la computadora sin descanso hasta media noche. En el caso de los freelancers no tienen trabajo por varios meses y en la temporada alta llegan todos los trabajos urgentes y si no los aceptan en ese momento no saben cuando caerá mas trabajo así que dicen que sí a todo terminando en una carrera frenética por terminar los pendientes urgentes de la noche a la mañana.

Esto es posible pero por su puesto no puede hacerse por mucho tiempo. Volvemos entonces a la cuestión inicial que nos llevó a elegir ese tipo de trabajo: tener vida y tiempo de calidad con quienes amamos. Aún en las ventas por internet se requiere cierta gestión que implica tiempo. Los expertos sugieren delegar, pero mientras se ingresa el dinero para poder delegar puedes terminar esclavizado a los hangouts, la gestión de correos, los contactos, etc.

Opción 2: Administración Financiera

Como freelancer aceptar muchos trabajos urgentes porque no haz tenido ingresos y de pronto te llegan muchos clientes no es la mejor opción para acreditarte con un servicio de calidad. En este caso habría que seleccionar a los mejores clientes y los que pagan bien y puntual y honestamente rechazar a los que no se pueden atender.

Debemos ajustar la vida a los ingresos que recibimos. Debemos cobrar bien lo que hacemos porque lo hacemos con calidad en lugar de bajar costos y trabajar por destajo. Es mejor tener menos clientes bien atendidos que muchos con poca paga y que además regatean y no pagan puntualmente. El costo de los servicios establece el filtro del tipo de clientes que podemos obtener. Hay que cobrar el mayor costo posible justo porque se está dando un plus en el servicio.  Nadie le regatea a Chanel ni a ningún diseñador.

Mito 3: Tienes tiempo de calidad con los que amas

Estar físicamente presentes con hijos, esposo(a) es el ideal de las familias. Abrazarles, besarles, comer con ellos, juguetear, se piensa que esto es realmente posible en el formato de homeoffice. ¿Pero como no se puede abrazar a los hijos si estás ahí en la casa?. Quien no ha tenido la experiencia de home office no entiende la cantidad de discusiones familiares que este formato puede producir al interior de las familias.

Realidad 3: El nivel de estress no te hace la mejor persona

El hecho de no tener separado mentalmente el espacio, las prioridades, las necesidades del trabajo puede crear verdaderos conflictos incluso con la pareja. La pareja y los hijos ven a la persona físicamente pero en realidad desconocen la situación o asunto laboral que está tratando en el momento y es fácil para la familia llegar e interrumpir en un punto crítico inapropiado y recibir una respuesta desagradable. La familia puede interpretar esto como no interés o no afecto.

Lo cierto es que estando en la oficina cuando la persona está en una sala de juntas o conferencia telefónia o satelital ni la esposa(o) hijos entrarían corriendo a enseñar la carta a los reyes que acaban de hacer y debe lanzarse en globo al cielo. No hay que amarrar agujetas, no hay que bajar los calzoncitos y llevar al pequeño(a) que está entrenando para hacer pipi a la mitad de un reporte que debe enviarse porque hay 7 horas de diferencia y si no sale en ese momento no se hace una remesa, se afecta una operación de miles o un requerimiento importante del sistema queda fuera.

¿Pero cual es la ventaja de estar en home-office si no puedes hacer un alto cuando te da la gana?. Cuestionará la familia a modo de recriminación.  Cierto es posible, es poco mas flexible pero no es en el momento que me da la gana o que la familia lo requiere.

Opción 3: Todos los miembros de la familia deben conocer el negocio

Es importante que todos los miembros de la familia, incluso los pequeños conozcan el funcionamiento del trabajo para que entiendan los momentos en que es posible interrumpir. Los pequeños aprenden y entienden perfectamente al cabo de un tiempo cuando mamá y/o papá pueden ser interrumpidos. Si no se habla y se establecen reglas claras puede generarse fricción seria entre las familias.

Mito4: Todos los trabajos en casa son fraudes velados

Antes comenté que muchas de las ofertas de trabajo en casa son ganchos para “invertir” una cantidad de dinero en un “emprendimiento” donde tu serás dueño(a) de tu propio negocio vendiendo un producto “estrella”. Los formatos son variados; te dan comisiones, te dan regalías. El caso es que debes invertir, tiempo, dinero, capacitación. En estos casos yo sugiero verdadero emprendimiento en un negocio con recursos propios ofertando productos y servicios propios. Considero que muchas de estas ofertas de trabajo en casa están lejos de lo que la gente espera de ellos. Tendría que escribir un artículo para evaluar las diferentes posibilidades de estas opciones en las que tal vez las franquicias serían las posibilidades de inversión válidas.

Realidad4: Este formato ofrece ahorro tanto para el empleado como para el empleador

Afortunadamente existen trabajos reales, remunerados, con valor a currículum y patrones responsables, puntuales en pago. Este formato empieza a extenderse cada vez mas debido al ahorro que implica para los empleadores en cuanto a instalaciones, mantenimiento, espacio, equipos. En muchos de estos trabajos te dan el equipo, en algunos; donde la información que manejas no es tan sensible te permiten usar tu propio equipo y la red abierta. Varios de estos trabajos se llevan a cabo en una intra-net con accesos restringidos según la tarea. Son trabajos bien remunerados pues requiere cierto nivel de especialización y/o  eficiencia. Lo que se ahorran en prestaciones te lo dan en bonos de productividad libre de impuestos.

Opción4: Duda de cualquier formato de trabajo en casa que te pide dinero

No pagas por trabajar, en teoría no es el concepto. Si te venden una membresía mensual de una cantidad por mínima que sea no te están dando trabajo, te están vendiendo la idea de que puedes ser rico comprando. ¿Te suena eso lógico?. Realmente no. No debes dar ningún tipo de información, depósito, cuentas si no hay un contrato laboral de por medio firmado por ambas partes.

Mito 5: Solo con palancas se consiguen esos trabajos

Se cree que se necesita estar super relacionado para conseguir este tipo de trabajos, que son una aguja en un pajar y solo los/las suertudos(as) logran acceder a ellos

Realidad 5: La gestión de una buena marca personal te da posbilidades

Este artículo sobre reclutamiento en línea  escrito por Eva Collado Durán  nos da una ligera idea de lo que está pasando en la red. Justamente la persona que rechazamos en el Twitter porque tenía un huevo en lugar de foto de perfil puede ser el ojo que monitor-ea la actividad de los profesionales para ser reclutados. Nos van a googlear por lo que tener perfiles en redes sociales no nos garantiza un resultado, estos perfiles requieren trabajo de gestión encaminado a posicionamiento de marca personal con un producto y/o servicio definidos. Interacciones, publicaciones, actividad, crecimiento claro, visible, medible.

Opción 5: Inicia gestión de marca personal

Mientras mas tardes en hacer esto mas atrás quedarás en la lista de los posibles candidatos. Existen diferentes líneas de desarrollo, existen diferentes tipos de perfiles. No todos deben ser master en redes sociales. Existen muchos especialistas que pueden ayudarnos en el proceso de gestión. Hay publicaciones de calidad que nos ayudan en el proceso.

Concluyendo:

El trabajo en casa es un modelo diferente y real, con sus propios retos como todos los formatos de trabajo. Implica como cualquier cosa en la vida auténtico compromiso, estrategias, planeación, desarrollo, conocimiento. Nos ofrece posibilidades de desarrollo profesional real, nos ofrece movilidad. Quienes no tienen problema de idioma pueden trabajar desde cualquier parte del mundo. No existen fronteras. Pero no es el sueño color de rosa que muchos pintan. Se requiren ciertas condiciones para hacerlo funcional o puede convertirse en una auténtica trampa.

Posted on: 23 Diciembre, 2014, by : gracielavaldezvera
A %d blogueros les gusta esto: